Juan Jiménez Mayor no quiere polemizar con el secretario general de la OEA

En estos momentos lo que el país necesita es unidad y no polémica.

Mediante dos correos electrónicos, el ex vocero de la Misión de Apoyo Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH) Juan Jiménez Mayor, ha mostrado esta noche que no es él quien miente sino el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) Luis Almagro.

Noticia Relacionada: Almagro dice que Jiménez Mayor miente y sutilmente lo califica de negligente

“No voy a polemizar con el secretario general de la OEA. Dos correos remitidos por mí a la OEA demuestran que la verdad nos hace libres”, escribió Jiménez Mayor en su cuenta de Twitter donde publica los dos correos que demuestran su oposición a que Jacobo Domínguez, quien fungió en Tegucigalpa como encargado electoral en la MACCIH y ahora se encuentra en Washington sin función alguna,  se le pague con los fondos de la Misión.

Vea los correos:

No voy a polemizar con el Secretario General de la OEA.

Dos correos remitidos por mí a la OEA demuestran que la verdad nos hace libres. pic.twitter.com/fVuUJX17Nc

— Juan F Jimenez Mayor (@JuaJimenezMayor) February 17, 2018

Jiménez Mayor respondió con la publicación en la red social luego que esta tarde Luis Almagro lo acusara de mentir a través de su carta de renuncia.

Uno de los apuntes que hizo Jiménez Mayor en su misiva de renuncia es, que a Domínguez, se le renovó un contrato por 10,000 dólares mensuales  (casi 250,000 lempiras), vigente desde julio de 2017, sin que hasta la fecha se sepa las funciones que realiza desde la sede de la OEA en Washington.

Al respecto Almagro respondió diciendo que Jiménez Mayor había dado el visto bueno para la contratación de Domínguez. Sin embargo ambos correos publicados esta noche por el ex vocero desmienten la aseveración del secretario general de la OEA.

Uno de los correos enviados desde Washington el 16 de junio del año pasado refiere que  el contrato de Domínguez había sido ordenado por el Jefe de Gabinete de la OEA, a lo que Jiménez Mayor respondió expresando su sorpresa y oposición al considerar que dicha práctica es una malversación de fondos, porque Domínguez no haría nada para la Misión.

Jiménez Mayor dice además que Domínguez es un político y que en su estadía en Honduras sólo acudía a reuniones, dejando una nula producción de documentos, tan así que en su oficina no tenía ni computadora.

Mediante la carta Jiménez Mayor refirió que de 33 expertos internacionales que trabajan para la Misión, 25 de ellos lo hacen en Tegucigalpa y presuntamente 8 de ellos trabajan en la sede de Washington (es decir, casi 25% del total).

“Honduras es un país que necesita mucha cooperación y consideramos que los fondos de los donantes deben ser utilizados en el terreno y para las funciones que ocupa el combate a la corrupción. Siempre me opuse a este contrato, expuso Jiménez Mayor en la misiva refiriéndose al contrato de Domínguez.

By:@criterio.hn

Leave a Reply

%d bloggers like this:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close